Hemolife-Miguel-German-Rueda-6
Hemolife a la vanguardia de la Medicina Regenerativa
24/09/2021
Hemolife-Miguel-German-Rueda-7
Células Madre Pluripotentes Inducidas: un gran avance para la medicina regenerativa
12/10/2021
Hemolife-Miguel-German-Rueda-6

Hemolife-Miguel-German-Rueda-6

Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda

La sangre es un tejido conectivo líquido que recorre el cuerpo a lo largo de aproximadamente 100.000 kilómetros de venas, capilares y arterias que conforman el Sistema circulatorio. Este sistema es conocido por contener al corazón y los vasos sanguíneos, que son aquellos que permiten mover la sangre por el cuerpo y todos los órganos y tejidos que lo componen.

Este conglomerado de tubos y fluidos tiene la misión de transportar los nutrientes desechos metabólicos que, de acumularse en exceso, serían tóxicos para el cuerpo humano.

El protagonista del Sistema circulatorio es, sin duda alguna, el órgano de la vida: el corazón, que se define como el impulsor de la circulación de la sangre. Es musculoso, contráctil y, en seres humanos, está compuesto por dos ventrículos y dos aurículas.

El corazón es la estructura muscular más fuerte del cuerpo, ya que late de forma incansable más de 3.000 millones de veces a lo largo de la vida, bombeando 5 litros de sangre por minuto, es decir un 80% de su totalidad en un tiempo récord.

Sin embargo, el corazón no podría hacer la tarea completa de no ser por los vasos sanguíneos que acogen venas, arterias y capilares. Estas estructuras de naturaleza tubular y conductora se diferencian en los siguientes tipos:

–      Vasos capilares: son unos pequeños ramales de la red sanguínea que llegan a todo el cuerpo.

–      Arterias: reparten la sangre oxigenada que proviene de los pulmones hacia el resto de órganos.

–      Venas: transportan la sangre desoxigenada de regreso al corazón y los pulmones para que esta se oxigene de nuevo.

Por último, está la sangre. Entre sus funciones, las más conocidas son el transporte de nutrientes y oxígeno hacia todas las células del cuerpo, así como de sustancias de desecho desde los tejidos hasta los pulmones, el hígado y los riñones.

Sin embargo, dentro de las aplicaciones menos conocidas, la sangre también se encarga de ayudar al metabolismo en la movilización de las hormonasenzimasproteínas séricas y otras sustancias de naturaleza reguladora. Su papel también es esencial para la coagulación y cicatrización, toda vez que en sus componentes se encuentran las plaquetas que llegan a través del torrente al lugar afectado.

Como se evidencia en estas líneas, el Sistema circulatorio o cardiovascular es fundamental para el buen desarrollo de la vida, ya que de él depende el flujo constante de la sangre por el cuerpo y, como vimos en la entrada anterior ”¿Cómo se forma la sangre en el cuerpo humano?”, la sangre solo se produce naturalmente en el cuerpo humano. Es por ello que en la Fundación Banco Nacional de Sangre Hemolife llama a los donantes habituales, altruistas y voluntarios: héroes de vida.

Dra. Ana Luisa Muñoz – Directora Laboratorio de Virología Hemolife

Dr. Miguel Germán Rueda

Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German Rueda, Miguel German Rueda Serbousek, Miguel Rueda, Miguel German